Todo lo que tienes que saber sobre Los Negocios

Todo lo que tienes que saber sobre Los Negocios

El término negocio se puede definir como una actividad que se lleva a cabo con   la finalidad de obtener otra serie de beneficios. Por regla general, dicha actividad está asociada a la producción y a la compra-venta de productos y servicios.

En la actualidad existen muchos tipos de negocios y muchas formas de clasificarlos, aunque lo más común es diferenciar los tipos de negocio en función de la actividad económica de desempeñan, la sociedad jurídica o el tamaño de la empresa.

Ejemplos de un negocio, son una página web en donde se brinda información gratuita y se genera ingresos a través de la colocación de anuncios publicitarios, la compra de una casa, y su posterior alquiler, y la compra de ropa en un mercado mayorista, y su posterior venta en una tienda de ropa.

Por otro lado, se pueden citar otros ejemplos de unos negocios, como una fábrica de automóviles (negocio dedicado a la producción de productos), una tienda de repuestos de automóviles (negocio dedicado a la comercialización de productos), y un taller de mecánica automotriz (negocio dedicado a la prestación de servicios).

Negocios según su actividad económica 

Una de las clasificaciones más comunes es diferenciar las empresas según su actividad económica que desarrollen:

  • Sector primario. Dedicado a la obtención de materias primas. Este sector lo conforman actividades económicas como la agricultura, ganadería, pesca o la minería.
  • Sector secundario. En las que están incluidas todos los negocios de carácter industrial como de la construcción. Este tipo de empresas se caracterizan por encargarse bien a la extracción de materia prima.

También este tipo de empresas son muy variadas y se pueden subdividida su vez en diferentes tipos, como industrial textil, vinícola, alimentaria o siderúrgica.

  • Sector terciario. Dentro de esta categoría se pueden diferenciar a las empresas dedicadas al sector servicios.
  • Servicios. Aquellas que están enfocadas a prestar a los clientes un servicio o bien intangible.  Dentro de esta categoría se pueden diferenciar empresas que proporcionan servicios de tipo social, jurídicos, informáticos o servicios de transportes, etc.
  • Las empresas comerciales son aquellas dedicadas a la compra venta de bienes materiales. Existen comercios muy variados, según el tipo de producto con el que comercien, así se puede hablar de comercios de alimentación, electrodomésticos, ropa o, incluso, comercios de segunda mano.

Negocios en función de su forma jurídica 

También es frecuente diferenciar los tipos de empresas en función de la forma jurídica en la que se ha constituido. Existen tipos de empresas según esta condición, sin embargo, aquí sólo vamos a resaltar las más comunes:

  • Empresario individual. Persona que decide emprender una actividad económica por su cuenta. Por lo tanto, éste tiene la obligación de responder ante sus deudas con sus propios bienes.
  • Sociedad limitada. Modelo de empresas formado por uno o más socios que aportan a la empresa dinero o bienes, hasta un mínimo de 3.000 euros. Su responsabilidad es limitada y el capital de este tipo de empresas se divide en participaciones, acorde a las aportaciones realizadas.
  • Sociedad Limitada Nueva Empresa. Es una SL pensada para constituirse en 48 horas, sin apenas tramitaciones. Tiene limitado el número de socios, que no puede ser superior a cinco y el capital a aportar, entre 3.000 y 120.000 euros aproximadamente.
  • Sociedad anónima. El capital mínimo que se requiere, de poco más de 60.000 euros. Además, las SA se divide en acciones, que pueden venderse de manera libre.
  • Sociedades laborales. La principal característica de estas empresas es que la mayor parte de la propiedad de la empresa pertenece a los trabajadores. En este caso, ningún trabajador puede tener más del 33% del capital, y el conjunto de socios no trabajadores no pueden poseer más del 49% de la capital.
  • La propiedad de estas empresas es de los trabajadores. Su fin es garantizar el empleo. Pueden contratar a personal fijo, pero no puede superar el 10% de los socios.

Negocios online 

En la actualidad, están los negocios online, los cuales, son negocios que se realizan exclusivamente a través de Internet.

Otras características de estos negocios son que suelen contar con un sitio web y, a diferencia de otros tipos de negocios, no suelen contar con un local en donde producir o vender productos, o brindar servicios.

Ejemplos de negocios online son las páginas web o blogs que generan ingresos a través de la colocación de anuncios publicitarios, las tiendas online, los programas de afiliados, etc.

Tipos de negoción atendiendo a su tamaño 

Otro de los modelos más utilizados de clasificación, es atendiendo a su tamaño, es decir al volumen de empleados que tiene y a los ingresos que facturan.

  • Gran empresa. Las grandes empresas son aquellas compañías que cuentan con un número de trabajadores superior a 250.
  • Mediana empresa. Las medianas empresas deben cumplir una serie de requisitos: por un lado, el número de trabajadores no puede ser inferior a 51 ni superior a 250.Por otro lado, su facturación no puede superar los 50 millones de euros, ni su balance anual los 43 millones de euros.
  • Pequeña empresa. Este modelo de empresas se caracteriza por tener entre once y cincuenta trabajadores. Además, según la normativa vigente, para ser considerado como pequeña empresa, ni su facturación ni su balance pueden superar los diez millones de euros.
  • Microempresa. Siempre que el número de trabajadores fijos de la empresa sea inferior a diez y su facturación ha de ser inferior a dos millones de euros.

Requisitos para un negocio exitoso 

Para terminar este blog, veamos a continuación los requisitos que debe cumplir un negocio para ser exitoso:0000

Ofrecer un producto de muy buena calidad 

En la actualidad los consumidores son cada vez más exigentes, el principal requisito que debe cumplir un negocio para ser exitoso es ofrecer un producto de muy buena calidad.

Un producto de muy buena calidad podría implicar, entre otras cosas, un producto que esté hecho de insumos de primera, tenga un diseño atractivo, sea durable en el tiempo, y que cumpla las funciones para las cuales fue creado.

Brindar un excelente servicio al cliente 

Hoy en día en donde a los consumidores les gusta que los engrían, y no tienen problemas en irse a la competencia si sienten que los han tratado mal, de nada sirve ofrecer un producto de muy buena calidad si este no está acompañado de un excelente servicio al cliente.

Ofrecer un excelente servicio al cliente podría implicar, entre otras cosas, brindar un trato amable, rápida atención, trato personalizado siempre que sea posible, contar con un ambiente agradable que haga que el cliente se sienta a gusto, etc.

Contar con una diferenciación 

Para poder destacar ante tantos competidores que hoy en día existen en el mercado, otro requisito que debe cumplir un negocio para ser exitoso es contar con una diferenciación; es decir, con algo único y novedoso que le permita distinguirse de los demás negocios competidores.

Una diferenciación podría ser, por ejemplo, una función del producto que los demás productos de la competencia no poseen, un servicio extra que los demás negocios competidores no ofrecen, un sistema de toma de pedidos o entrega del producto más eficiente, etc.

Innovar constantemente 

Por último, hoy en día en donde el ciclo de vida de los productos es cada vez más corto, para que un negocio sea exitoso otro requisito importante que debe cumplir es innovar constantemente.

Innovar constantemente implica crear y lanzar al mercado constantemente nuevos productos, también crear y aplicar nuevos procesos de producción, nuevas formas de atender al cliente, nuevas estrategias de promoción, etc.

En definitiva 

Como resumen, un negocio puede ser una actividad, ocupación, sistema o método que tiene como finalidad obtener un beneficio económico o lucrativo.

La diferencia entre un negocio y una empresa es que una empresa también es una entidad dedicada a obtener un beneficio económico, pero no una actividad, ocupación, sistema o método que tiene como finalidad ello.

Según su actividad económica los negocios pueden clasificarse en extractivos, productores o de manufactura, de ventas al por menor o minoristas, de ventas al por mayor o mayoristas, de servicios, y online.

Por último, para que un negocio sea exitoso, los principales requisitos que debe cumplir son ofrecer un producto de muy buena calidad, brindar un excelente servicio al cliente; contar con una diferenciación, e innovar constantemente. 

Comparte:


Add a Comment



Your email address will not be published.